jueves, 7 de abril de 2011

San Cucufato, los coj**es te ato.


Este fin de semana (Dios Mediante) mi Lobo y yo tenemos planes individuales.





El sábado tengo un cumpleaños de eso patoeldia y él, aparte que trabaja (como no) luego se va de cena con sus compañeros de trabajo.




Además el domingo se irá con Patriarca Lobo a un rally de esos de coches antiguos que tanto les mola en plan father&son american's movie..., oseasé, que tengo todo el domingo pa-mi-solica.




Pero como yo no soy muy asín de hacer planes desmelenados, he pensado que voy a dedicar el domingo a buscar mis cuchillos perdidos.




Resulta que hace unos meses, Quttin, uno de mis clientes (¡¡toma ya publicidad gratis!!) (cuchillería de Albaceteeeee the veribest in the worrrrld niano niano nianoooo naaaa) me regaló un juego de cuchillos... por profesional, buena comercial, por alta, por guapa y por maja.




Bueno... a lo mejor en lo de alta y guapa me he pasado, pero me lo digo yo, pobrecica de mi... que no tengo abuelas... jeje!




Pues eso, que me regalaron un juego de cuchillos de cocina que yo guardé con todo mi amor y cariño pa el ajuar.




Hasta que hace unas semanas llegó el momento de desempolvarlos para hacer aportación al ajuar común de la guarida lobezna...



Los busqué, los busqué...



Y no los encontré.




Los he buscado por todas partes, en los armarios, en la cocina, en el arcón, en los cajones... y nada, ni rastro.




Así que sólo me queda atarle los coj**nes a San Cucufato a ver si así los encuentro.



Por si no sabéis de que va el rollo, cuando perdáis algo y lo queráis encontrar, sólo tenéis que coger un pañuelo, atarle los picos (rollo gorro de albañil) y rezarle:


"San Cucufato,



los coj**nes te ato,


hasta que no aparezca,


no te los desato"



¡¡eeeequiricuá!!




Infalible oyesss!! Al cabo de ná y menos aparece el objeto perdido!!


Y pensando, pensando... me he acordado de aquella vez que perdí mis bragas negras.



Pues sí...


Fue hace unos cuatro años más o menos. Después de unos cuantos días que las bragas no aparecían en el cajón mágico* de mi armario, empecé a preocuparme...


Por aquellos entonces aún festeaba yo con mi exloquesea el jevi. Y recordé que la última vez que me las había puesto fue un día en el que, por decirlo finamente... cabría la posibilidad de haberlas perdido en el coche. Pssss, no se lo digáis a nadie eh? que era Feria, y en esas fechas todo está permitido.


Y yo me decía no pué ser, no pué ser... me acordaría... me acordaría seguro amossss amossss!! Pero aún así me tiré como una loca a buscar debajo de los asientos, en el maletero, en la guantera... pufff!! qué angustia madreeeee!!!


Angustia porque pensaba en que alguien se pudiera montar en mi coche y se las encontrara ahí.. ¡hala!! y lo peor es que me preguntaran... "¿y qué hacen aquí unas bragas?" Eaaa... ¡a ver si crían!!! ¿no te jo*e?


Sabe Dios que las busqué hasta la saciedad... en vano.


Pasadas unas semanas ya me rendí. Total... aunque alguien las encontrara en el coche llenas de polvo (jiji) podría poner la excusa que las llevo para limpiar el ídem, que el algodón sin costuras es lo mejor para los salpicaderos...


Lo mejor de todo es que, al cabo de unos meses... más o menos para Navidad (las perdí en Feria, osea, en septiembre) las bragas aparecieron....


¡¡¡en el bolsillo de la capucha del chubasquero que se pone mi hermano para correr!!!!



Todavía me pregunto como llegaron hasta allí las bragas.... porque no quiero pensar mal.


Si en vez de buscarlas tanto le hubiera atado los coj**es a San Cucufato...


Feliz JUEEEEVES!!


Besos!


* El cajón mágico es donde, después de haber dejado la ropa sucia en la pila de la cocina, aparece limpísima al día siguiente.


Pd: Esta entrada la he escrito hoy que es miércoles aún, pero como ya he publicado otra esta mañana, he preferido programarla para hoy jueves (dos hoy en un día jeje) para no saturar a mi "publico" juas juas juasssss


Pd2: Es que cuando tengo el día cotorro, no hay Dios que me calle. Ni hablado ni escrito.



12 comentarios:

Mis Nenas. Eva R. dijo...

Ayyyy que estoy riendome a carcajada limpia... llevo media mañana con la cantinela en la cabeza (san cuchufato, san cuchufato!...), desde que lei el post alla por las 11 de la mañana! (yo voy a tramos, primero t leo, luego t escribo...!)

Oye, pues ya que estas poodias ponerle la oracion a san cuchufato, pq hace 2 semanas q perdí una cazadora gris... y es un misterio, por que a casa llegó y se supone que si no le salieron piernas no pudo volver a salir... Ande andará???!!!!

Creo que me voy a tener que esmerar con la plegaria!!!... Tu solo dime el lunes si aparecieron los cuchillos, y si asi es, me pongo yo tambien a rogarle!

Besos

PD: Si es que eres mas maja... y no, no necesitas abuela, ya te lo decimos nosotros!

IBI dijo...

jajjaja a mi me suele pasar también ajajajaj animo que seguro que aparecen, no desesperes pequeña!!!

muakkkkkkkkkkk

Anónimo dijo...

Apareceran en el sitio más insospechado, seguro. jaja
(maletero del coche, en algun cajon de tu habitacion, del comedor, en casa de tu lobo, en la bolsa del gym,....)

Suerte en tu busqueda.

besitos stela

Tania. dijo...

Nena, me parto contigo!!!
Me encanta tu blog, es diferente y super divertido.
Besos!

Anónimo dijo...

jajjajajaja, eres total!!

Anónimo dijo...

Solo te ha faltado añadir a los motivos por los que te dieron los cuchillos "y porque yo lo valgo"
jaja

Pilar dijo...

Eso del cajón mágico, ¿ya sabes que es más o menos como lo de los Reyes?

Me haces reir.

Ana dijo...

Gracias reinas.

Qué más puedo decir??

Besos para tod@s.

Anónimo dijo...

enhorabuena, un bloog que nos alegra el día.
Te leere

eli

Esteban dijo...

San cuchufato no falla nunca!!! jajajaj. Lo de tus braguitas seria que al lavarlas balarían también la chaqueta de tu hermano y se metería en el bolsillo de su chaqueta. Alguna vez me paso con un tangita de mi hermana. Feliz fin de semana de Rodriguez, un beso.

Sarah_Valencia dijo...

jajajaja cuando he visto el título me has recordado a mi padre... es que el lo usa mucho.
No se porqué pero doy fe que funciona.

Creo que no quiero saber como acabaron las bragas en la chaqueta de tu hermano jajaja

Besos

LOPIX LOPIX dijo...

JAJAJA PERO QUE BUENO! A MI TB ME ENCANTARÍA TENER UN CAJÓN MÁGICO, DONDE TODO LO QUE METES, TE SALE LIMPIO AL DÍA SIGUIENTE. EN CONTRAPARTIDA, TENGO A UNA CHICA QUE ME COBRA 10€ LA HORA... PERO PREFIERO TU MÉTODO, QUE ES GRATIS! jeje

http://humordemoda.blogspot.com/2011/04/8-de-abril-de-2011.html